Viajas? Consejos para Mantenerte en Forma by @healthymomma.ec

Processed with VSCOcam with s3 preset

Lo que haces a diario es más importante que lo haces de vez en cuando/What you do every day matters more than what you do every once in a while

Llegaron tus vacaciones, y es muy probable que lleves mucho tiempo esperándolas. Las mujeres muchas veces podemos ser muy duras con nosotras mismas, por lo cual lo primero que debemos de hacer es relajarnos y dejar los sentimientos de culpabilidad por la comida en tu casa.

Soy promotora del equilibrio, no me gustan los extremos y muchas veces caemos en ello: o pasamos preocupadas día y noche de no engordar durante las vacaciones lo cual no nos deja disfrutar de ellas o tiramos todo nuestro estilo de vida a la borda y nos atiborramos de comida hasta llegar a la indigestión. Ninguna de estas posiciones las considero saludables ni las recomiendo. Soy fiel al balance y siempre recalco la importancia de que lo que hacemos en el día a día es más importante que lo que se hace de vez en cuando. Es por ello que he preparado algunas recomendaciones para ti, de este modo podrás disfrutar de tus vacaciones sin que luego regreses a casa sintiéndote mal contigo misma, desesperada por hacer dieta estricta o détox extremos.

  • Prepárate
  • Cuando hayas elegido el destino de tus vacaciones, dedícale un tiempo a investigar qué restaurantes o cafés te gustaría visitar. Si llevas algún tipo de alimentación específica por ejemplo paleo, vegana, gluten free o te encantan los alimentos orgánicos recién cosechados, esta es tu oportunidad para visitar restaurantes especializados en ello, probar recetas nuevas y maravillarte con sabores de ingredientes que no encuentres en casa.
  • Cuando estés eligiendo opciones de alojamiento, considera que el lugar se acople a tus necesidades. Si serán unas vacaciones largas en el mismo destino, te recomiendo alquilar un departamento que tenga una pequeña cocina en donde puedas desayunar o hacer alguna comida en casa. No sólo será amigable con tu salud sino que también será de gran ayuda para tu presupuesto. Si el viaje es corto, revisa las opciones de desayuno que ofrece tu hotel y si vale la pena contratarlo o salir a desayunar a algún lugar que ofrezca mejores opciones.
  • Al momento de empacar, considera llevar ropa deportiva. Si tu viaje es a alguna playa tendrás tiempo de salir a caminar o trotar por la mañana. Si por el contrario te vas a alguna gran ciudad, y eres fanática del yoga aprovecha para visitar algún estudio recomendado y probar nuevos estilos y profesores.
  • Estando en casa al preparar tu bolso de mano considera guardar ciertos snacks saludables y fáciles de transportar que te servirán durante el vuelo. Algunas opciones para llevar son: fruta fresca o deshidratada, mix de frutos secos, semillas, chocolate negro, bites energéticos o barras de proteína. Existen unos empaques de mantequilla de almendra personales que personalmente me encantan (Justin´s almond butter Squeeze Packs).

Processed with VSCOcam with a1 preset

  • Toma vuelo
  • Expertos recomiendan ayunar durante 2 horas antes de tu vuelo, debido a que la digestión se vuelve poco eficiente con la presión en el avión.
  • Antes del ayuno, estado en casa prepárate una comida súper rica en vegetales de hojas verdes. Este tipo de vegetales combaten la radiación que estamos expuestos en el avión y mueven la sangre de tu cuerpo ocasionada por la presión del aire. Te recomiendo un gran bowl de ensalada que contega: kale, espinaca, albahaca o brócoli y mix de hojas verdes. Limita tu porción de proteína animal o cambiala por alguna opción de proteína vegetal, debido a que este tipo de proteína es de mejor digestión. Evita a toda costa los alimentos altos en sodio y grasas trans.
  • La comida del avión es poco nutritiva, lamentablemente está llena de conservantes, ingredientes artificiales, es alta en sodio y en carbohidratos refinados. Por ello recomiendo que lleves en tu bolso de mano opciones saludables que te permitan estar tranquila durante el vuelo.
  • Limita la cafeína y el alcohol antes y durante el vuelo, toma mucha agua para contrarrestar el efecto de la deshidratación en el aire.
  • Durante el vuelo, camina por los pasillos y has movimientos de estiramientos gentiles en tu mismo asiento para ayudar a la circulación.
  • Recuerda que los aviones muchas veces pueden ser fuente de enfermedades o virus, especialmente de gripe. Te recomiendo tomar vitamina C o alguna dosis de complejo B días antes de tu viaje. Lleva un anti-bacterial a la mano y lávate las manos a menudo.

Processed with VSCOcam with s3 preset

  • Practica la regla: 80%-20%
  • Consiste en el 80% del tiempo comer saludable y darte un margen del 20% para salirte de las líneas, recuerda que estas de vacaciones. Cada mujer es única y maneja un metabolismo diferente, si sabes que no engordas fácilmente puedes jugar con los porcentajes y buscar el equilibrio que a ti te siente bien.
  • Cuando hayas llegado a tu destino, te recomiendo hacer pequeñas compras saludables que puedes guardarlas en tu hotel o en tu lugar de alojamiento, te salvarán cuando no hayan opciones saludables a la mano.
  • Empieza tus días tomando agua en ayunas, es importante mover tu digestión porque es probable que con el avión y la comida fuera de casa sufras de un poco de estreñimiento. Si puedes colocarle al agua medio limón para darle alcalinidad al cuerpo, ¡aún mejor! Aprovecha el desayuno del hotel, por lo general siempre ofrecen fruta fresca y acompáñala con unos huevos a tu gusto, té o café. Muchos hoteles ofrecen el servicio de preparar tu omelette fresco, escoge muchos vegetales como champiñones, espinaca y tomate. Evita la panadería y los carbohidratos refinados en el desayuno, deja el croissant o los waffles para de vez en cuando.
  • Antes de salir del hotel, guarda en tu cartera alguna opción saludable en por si sientes hambres durante los city tours y aún no es la hora del lunch.
  • Busca equilibrio al organizar tus comidas, si tienes reservada una cena en algún restaurante que llevas mucho tiempo queriendo visitar, entonces te aconsejo hacer un lunch ligero: una ensalada con muchos vegetales, tu proteína animal o vegetal preferida y algún carbohidrato de buena calidad que te mantenga con engería para seguir con tu día. Recuerda el problema no son los carbohidratos sino el tipo y la calidad del carbohidrato. En la noche simplemente disfruta.
  • Evita comer azúcar refinada a diario, es aquí donde caemos la mayoría de las mujeres. Deja el postre y el alcohol para ocasiones especiales durante tu viaje.
  • Mantente siempre hidratada, personalmente me funciona tener botellas de agua compradas con anterioridad y llevarlas siempre a la mano, de esta forma no hay excusa de no tener tiempo de parar durante el día a comprar.

Recuerda, las vacaciones no son tu día a día, lo importante es lo que haces a diario en tu casa y en tus rutinas, mantén el balance y disfruta sin perder la cabeza.

Processed with VSCOcam with s3 preset